Entrevista David Toledo, fundador CROW: “Los usuarios se vinculan a marcas que les aporten valor"

Hace escasas fechas recibíamos toda la información sobre una nueva marca, con origen en España y Estados Unidos, cuyo proyecto se sale de todo lo habitual hasta ahora en la industria. Hemos querido saber más de CROW, y hablamos con uno de sus fundadores.

Martin Bravo

David Toledo Crow
David Toledo Crow

Para quienes no le conozcan, David Toledo estuvo vinculado a la marca Canyon desde sus comienzos en nuestro país, y ha vivido una importante parte de su vida profesional ligado a la marca alemana, hasta la creación de la filial española hace algo más de un año. Tras un breve paréntesis, vuelve al sector con una nueva marca, que tiene un pie a cada lado del Atlántico, y que llega con un objetivo inicial enfocado en las e-Gravel.

 

La forma de comunicarnos, de relacionarnos con las marcas y comprar... Nada tiene que ver con hace no muchos años y seguramente va a cambiar todavía más.

 

Co-fundador de Bike Stage, posteriormente de Bikes OnLine, una larga etapa profesional en Canyon como director para el mercado ibérico, varios años en la junta directiva de AMBE… realmente has vivido casi 15 años de sector muy interesantes ¿cómo ha cambiado el sector de la bici desde que entraste en él hasta ahora, momento en que has fundado tu propia marca?

El mundo de la bicicleta, al igual que otros sectores, no ha dejado de evolucionar, tanto tecnológicamente como a nivel de negocio. Si hablamos de la tecnología y los materiales, la revolución más clara se produce con la irrupción de las eBikes, que han llegado para cambiarlo todo y es donde, sin lugar a dudas, más evolución vamos a ver en los próximos años. Pero si lo vemos desde la perspectiva de negocio, la digitalización en un sentido amplio del contexto ha supuesto una verdadera revolución. La forma de comunicarnos como usuarios, de relacionarnos con las marcas y de comprar... Nada tiene que ver con hace no muchos años y… seguramente va a cambiar todavía más.

 

Como primer modelo de la marca, una gravel eBIKE… ¿Por qué?, ¿Cómo ves la evolución de esa disciplina en nuestro país?

Después de tantos años en la industria, he visto evolucionar las diferentes categorías y productos, tecnificándose y especializándose hasta un punto en el que han hecho que las experiencias que tuvimos aquellos que empezamos con las primeras mountain bike en los 80 y 90 han desaparecido. Ahora todo es más fácil y está más filtrado. De algún modo, muchos echábamos de menos las sensaciones puras y la aventura que vivíamos sobre aquellas bicis y las gravel han sido como un soplo de aire fresco, unas sensaciones ya olvidadas.

Pero la clave en nuestro caso radica en que, además, se trata de una eBike súper ligera. Para mi, este concepto tiene muchísimo sentido. Combinamos dos mundos verdaderamente interesantes: la polivalencia de una gravel, que te puede acompañar a prácticamente cualquier parte, con la ayuda de un sistema que te asiste cuando lo necesitas. Yo, como muchos otros usuarios, tengo picos de forma que me condicionan las salidas y con una eBike verdaderamente ligera encuentro lo mejor de los dos mundos: poder rodar con una bici sin asistencia cuando quiero y la motivación extra que me aporta tener esa ayuda en momentos clave.

En España, es una categoría relativamente nueva y últimamente está en crecimiento, pero tenemos grandes expectativas depositadas en ella. Es una bici ideal para los que disfrutan del asfalto y la velocidad pero quieren adentrarse en la seguridad de las pistas de tierra, pero también es la compañera perfecta para muchos usuarios que se han comprado una MTB a la que no le sacan mucho partido porque sus salidas, escapando de las urbes, se desarrollan principalmente por carriles bici y caminos no demasiado técnicos, y ahí una gravel vuela.

 

Los cuervos tienen muchas similitudes con los ciclistas: son extremadamente inteligentes, se adaptan de forma increíble a cualquier ecosistema, se preocupan los unos por los otros y tienen una gran capacidad para resolver problemas.

 

¿Por qué el nombre de Crow?

La naturaleza siempre me ha fascinado y realmente sabemos poco de ella, lo que me atrae todavía más si cabe. Un ejemplo de ese “desconocimiento”, son los cuervos: unos animales sorprendentes, pero también unos grandes desconocidos y ha sido en los últimos años cuando el ser humano ha aprendido más sobre ellos, y de algún modo han sido fuente de inspiración. Para mí, tienen muchas similitudes con los ciclistas: son extremadamente inteligentes, se adaptan de forma increíble a cualquier ecosistema, se preocupan los unos por los otros, tienen una gran capacidad para resolver problemas y su actividad, a veces por mera diversión, se desarrolla tanto en grupo como individualmente.

Crow DT gravel

Llegáis para ponerlo todo del revés… ¿Cómo va a ser el lanzamiento de vuestras bicicletas?, ¿En qué rango de precio os vais a mover? ¿Cómo y dónde se va a poder adquirir una Crow?

La intención es no ser una marca más, tenemos muchas ideas bastante disruptoras que vamos a ir poniendo en marcha a medio plazo, tanto a nivel tecnológico como a nivel de negocio, donde todavía queda mucho por decir. Y para comenzar nuestra andadura tampoco podíamos hacerlo de una forma tradicional, así que el lanzamiento se va a hacer a través de Indiegogo, una reconocida plataforma de crowdfunding donde arrancan muchos proyectos internacionales con gran éxito.

En cuanto a los precios, todavía no podemos desvelar mucho, pero nuestro modelo de venta directa online nos permitirá ofrecer productos muy competitivos a precios muy interesantes, pero además durante el lanzamiento tendremos unas ofertas irresistibles, por tiempo muy limitado, eso sí.

Para comprar una Crow antes que nadie, podrá hacerse durante el lanzamiento en Indiegogo.com y más adelante en nuestra página web crowbicycles.com.

 

Nunca se ha hecho antes en el sector en nuestro país, ¿por qué un lanzamiento por crowdfunding?

Somos conscientes de que es algo atípico y posiblemente seamos la primera marca de bicicletas de este nivel que arranca en un crowdfunding, pero para nosotros tenía todo el sentido ya que nos permite hacer un lanzamiento internacional, llegando a un gran número de seguidores. Además, el patrocinador de una campaña de crowdfunding sabe que esto no es Amazon: no haces un pedido y al día siguiente lo tienes en tu casa. Una campaña por crowdfunding, tras finalizar, supone unos meses de espera hasta recibir el producto, el patrocinador lo asume porque está apoyando a una marca que está arrancando y se siente orgulloso de ello. Para nosotros, es un escaparate perfecto para empezar.

 

El crowdfunding es parecido a una compra online, con la salvedad de que el producto tarda mucho más tiempo en recibirse porque estás apoyando a empresas que están en sus inicios y, gracias a ello, puedes acceder a productos interesantes antes que nadie.

 

¿Crees que el consumidor está más preparado que antes para comprar una bici on-line? Y, concretamente, ¿crees que el consumidor español, en comparación con el consumidor de otros mercados como el americano, está preparado para adquirir una bicicleta de estas características mediante crowdfunding?

Sin duda alguna, desde que lanzamos Canyon en España han pasado ya más de 15 años y lo que antes se veía con ciertas dudas por parte del consumidor, hoy se percibe de una forma mucho más normal. La compra online son todo ventajas, accedes a productos antes inalcanzables, desde cualquier parte y lo recibes donde tú decidas sin perder tiempo en desplazamientos. Todos hemos aprendido durante estos años a usar internet como un canal más en nuestras vidas, tanto de comunicación como de compra.

El crowdfunding no deja de ser algo parecido a una compra online, con la salvedad de que estás apoyando a empresas que están en sus inicios y, gracias a ello, puedes acceder a productos interesantes antes que nadie y a precios muy atractivos. Para las empresas como la nuestra, esto tiene un enorme valor, ya que los participantes en el lanzamiento se convierten en parte de la historia de la marca.

crow bike teaser no logo

Hablando de los consumidores, ¿cómo pensáis que van a recibir la llegada de una nueva marca?

Hay voces que dicen que hay demasiadas marcas en el mercado y que en algún momento explotará, yo soy de los que piensan que la competencia sana es lo mejor que le puede pasar a una marca y sobre todo a los consumidores, porque es lo que hace que los productos y servicios de las empresas mejoren y los clientes tengan acceso a ellos al mejor precio.

 

¿Qué papel juegan los clientes en todo esto?

Al final, es el mercado se regula por sí mismo y son los clientes los que lo provocan. Los usuarios buscan vincularse a marcas que les aporten valor, experiencias positivas y con las que sentirse identificadas, por eso es tan importante para Crow tener el contacto directo con los clientes, porque son los verdaderos protagonistas y hay que escucharles, sin filtros. En nuestro lanzamiento queríamos también implicar a nuestros clientes, de hecho, son ellos los que van a elegir el nombre de los modelos de las bicicletas.

 

Pionero hace 15 años y pionero ahora, ¿cómo ha sido este camino a nivel personal y que ha terminado creando tu propia marca? ¿Qué te ha inspirado en ese camino?

Jajaja, no sé si pionero, pero soy curioso por naturaleza y siempre me han atraído las novedades. Mi formación ya estuvo relacionada con el mundo digital hace más de 20 años y, tanto personalmente como profesionalmente, siempre he estado vinculado a las tecnologías digitales.

Crear mi propia marca de bicis siempre ha sido un sueño para mi, pero tenía que ser una marca diferente, por mi experiencia debía ser 100% digital, con un marketing novedoso y centrados en bicis eléctricas súper ligeras.

La inspiración siempre surge de múltiples fuentes, pero mi pasión por la naturaleza, las nuevas tecnologías, el diseño y la automoción han sido clave: Apple, con su obsesión por la simplificación y experiencia de uso; la Bauhaus, a través de su revolución industrial, artística y cultural; Tesla y su transición del mundo hacia una energía sostenible; Lynk&Co, Cake, Mate Bikes o la misma Canyon. A lo largo de mi vida he ido absorbiendo muchas ideas, valores y experiencias que han servido para dar forma a Crow.

David Toledo Crow ebike gravel
David Toledo Crow ebike gravel

Por tu experiencia en el sector, ¿a qué tenemos que estar atentos en los próximos meses? ¿Crees que se están adaptando bien las marcas, no al futuro digital, sino al ya presente digital al que se enfrentan?

Si hablamos a nivel tecnológico, sin duda, creo que la racionalización de las eBikes va a traer al mercado productos más preocupados por la báscula de lo que hemos visto hasta ahora y el gravel será otro de los protagonistas, donde se va a producir una mayor segmentación.  Sin embargo, si de lo que hablamos es desde una perspectiva más empresarial; creo que todavía estamos en un momento en pleno cambio, la distribución está modificando su estrategia y ahora las marcas quieren estar más cerca de sus clientes, por lo que posiblemente sigamos viendo movimientos en esta dirección. A todo esto hay que sumar el momento de incertidumbre que se está viviendo con la pandemia. La gente valora más que antes la posibilidad de salir y hacer algo de deporte, y la bicicleta no sólo es una compañera perfecta para ello, sino que además es ideal para moverse en desplazamientos diario al trabajo o a los centros de estudio, sin tener que usar el transporte público. Nadie sabe muy bien a medio y largo plazo el efecto que esto va a tener en la industria, pero lo que sí está claro es que está sirviendo para que la gente ponga en valor tener una bicicleta.

La adaptación digital de las marcas es uno de los principales retos que están viviendo. En estos momentos la mayoría navegan en un ecosistema mixto en el que se mezclan canales digitales con canales, llamémoslos,”analógicos”, además con complejidades añadidas y que no siempre son fáciles de conectar. Así que el reto no sólo se produce a nivel modelo de negocio, sino además también a nivel tecnológico, donde para sacar el máximo provecho a la información se deben desarrollar soluciones relativamente complejas. Hoy en día tener acceso a información en tiempo real es clave en la toma de decisiones y esos modelos mixtos, no siempre lo permiten o al menos de una forma sencilla.

 

¿Qué va a hacer diferente a Crow de otras marcas?

Es una pregunta compleja. Crow se puede decir que ya nace diferente, desde el hecho de usar un crowdfunding para hacerlo, pasando por su estrategia de venta directa y además exclusivamente de bicicletas eléctricas donde el peso siempre va a ser un factor determinante. Desarrollamos bicicletas eléctricas ligeras, para aquellos que buscan seguir teniendo la experiencia de uso de una bici pero con asistencia cuando se necesita.

Pero sin duda ahí no acaban las diferencias. Lo importante es que Crow llega para seguir evolucionando el propio modelo de negocio y tenemos algunas sorpresas reservadas para el medio plazo, pero cada cosa a su debido tiempo.

Archivado en:

Crow Bicycles, primeras imágenes de su bici

Relacionado

Crow Bicycles, primeras imágenes de su bici

Los mejores vídeos

Lo más leído

Lo más leído