Cuando el frío aprieta, la lluvia arrecia y la rueda se hunde en el barro hasta el buje... spinning.

Si eres de los que te da pereza salir sin sol, la mejor manera de mantener la forma en invierno es el spinning.
Yago Alcalde -
Cuando el frío aprieta, la lluvia arrecia y la rueda se hunde en el barro hasta el buje... spinning.
Cuando el frío aprieta, la lluvia arrecia y la rueda se hunde en el barro hasta el buje... spinning.

En cuanto aparece el frío, la lluvia y la oscuridad a las 6 de la tarde parece que las clases de spinning se llenan de ciclistas “de verdad”. Se les reconoce por sus zapatillas con restos de barro así como por sus auténticas equipaciones ciclistas. ¿Merece la pena practicar este pseudo-ciclismo? ¿Qué debemos tener en cuenta a la hora de practicarlo?

- El spinning o ciclo-indoor es un excelente sustituto de nuestras salidas por el monte, ya que al ser la misma actividad física (pedalear) conseguimos mantener nuestro estado de forma aunque no podamos salir en bici.

- En comparación con el entrenamiento en rodillo, el spinning puede ser más divertido y motivante, ya que hay un monitor que propone un entrenamiento a seguir. Además, la cuota del gimnasio también será un factor estimulante para no saltarse ninguna sesión de entrenamiento.

- A la hora de acudir a una sesión de spinning, es muy recomendable acudir con nuestras zapatillas de ciclismo, puesto que las bicis suelen disponer de pedales con sistema SPD. Así la pedalada será más parecida a la que hacemos con nuestra bici.

- Es importante tratar de copiar las medidas que tengamos en nuestra bici para optimizar el entrenamiento. La más importante, sin duda, la altura del sillín, que mide la distancia entre el centro del sillín y el eje del pedalier. Aunque parezcas un “friki”, llévate el metro el primer día para comprobar, al menos, esta medida.

- Acabar una clase chorreando de sudor no es sinónimo de haber hecho un gran entrenamiento. Solo significa que hemos perdido mucha agua. Esto es un pequeño problema que solo se solucionaría instalando ventiladores en estas bicis. Hasta entonces, solo podemos combatir el calor a base de beber abundante agua. No es necesario recurrir a bebidas deportivas puesto que la duración de los entrenamientos es escasa.

- Independientemente del entrenamiento que el monitor proponga, debemos evitar pedalear a cadencias extremas, es decir, por debajo de 60 y por encima de 120 pedaladas por minuto, ya que supone un trabajo muscular excesivo.

 

LLEGA EL INVIERNO, ¿ES LA HORA DE HIBERNAR?

 ENTRENAMIENTO CON PESAS PARA CICLISMO

Te recomendamos

Euskadi te espera. Pero, ¿cuál, de entre sus diferentes caras, es tu favorita? No es ...

El DS 7 Crossback es el primer coche desarrollado desde cero por la marca premium fra...

El fin de semana del 3 y 4 de noviembre Málaga será la ciudad sede de los E-Bike DAY...

Si ya caíste en la tentación de las bicis eléctricas, seguro que te seduce el Outland...

¿Quieres una buena dosis de adrenalina? ¿Te atreves a darle un giro a tus salidas hab...