Infusión de jengibre té y limón

Puedes llevarlo en el bidón o tomar entre horas. Sus aportaciones nutricionales te harán recuperar líquidos y sales entre otras propiedades medicinales.
Yolanda Vázquez Mazariego -
Infusión de jengibre té y limón
Batidos para ciclistas: Infusión de jengibre té y limón

Ingredientes:
- 5 rodajas de raíz de jengibre orgánica
- 1 limón orgánico y su cáscara.
- 1 litro de agua natural.
- 1 cucharada de té negro orgánico.
- 1 pizca de bicarbonato.
- 1 cucharada de miel orgánica.
- 1 pizca de sal marina.

¿Cómo se hace? Has de poner a hervir el agua natural, mientras exprime el limón para obtener el zumo y resérvalo aparte, y trocea la cáscara de limón en tiras o cuadraditos finos. Cuando el agua esté hirviendo, añade las rodajas de raíz de jengibre orgánica y las de la piel de limón orgánica y deja hervir entre 5 y 10 minutos a fuego bajo. Retira del fuego y añade la cucharada de té negro orgánico y deja reposar tapado unos 3-5 minutos. Cuela la infusión, añade la cucharada de miel, la pizca de bicarbonato y la sal marina y cuando esté templado, añade el zumo de limón que tenías guardado. 

Un consejo: Es una infusión sorprendente, si se toma fría en verano te alivia y refresca,  y en cambio, en caliente en invierno, te da calor y estimula tus músculos. Puedes hacerla la noche anterior a la salida en bici y conserva en un bote de cristal hasta que la vayas a utilizar, volviéndola a calentar antes de salir en bici o guardándola en la nevera si te gusta más fría.

¿Cuándo tomarlo? Dosifica porque el sabor sorprende y gusta, aunque no lo parezca, así que puedes tomar un trago antes de salir e ir dándole al bidón a lo largo de la salida. Notarás que el sabor es refrescante y estimulante, y que esta infusión tiene algo, te da energía pero de forma diferente a los geles de carbohidratos y cafeína. Tienes que probarla.


Es una bebida hidratante básicamente al ser una infusión líquida, pero tiene algo más, el toque de cafeína del té negro la hace estimulante mental, es algo energética por su contenido en miel, que aporta azúcares, el jengibre y el limón son refrescantes y antiinflamatorios y el bicarbonato y la sal aportan sales minerales para reponer las pérdidas al sudar. No sólo te hidrata, también te da un toque de chispa para seguir rodando.

En definitiva es una bebida hidratante básicamente al ser una infusión líquida, pero tiene algo más, el toque de cafeína del té negro la hace estimulante mental, es algo energética por su contenido en miel, que aporta azúcares, el jengibre y el limón son refrescantes y antiinflamatorios y el bicarbonato y la sal aportan sales minerales para reponer las pérdidas al sudar. No sólo te hidrata, también te da un toque de chispa para seguir rodando.

una refrescante bebida casera para llevar en el bidón de entrenamiento o tomar como infusión entre horas, que te ayuda a hidratarte y reponer sales minerales, con un extra de vitamina C antioxidante y antiinflamatoria, y un poquito de fibra si decides masticar los trocitos de corteza de limón y raíz de jengibre. Y gracias a las propiedades medicinales del jengibre y el limón, también tienes  una bebida natural estimulante, antiinflamatoria, depurativa, que mejora la oxigenación, fortalece las defensas y ayuda a la digestión.

Te recomendamos

El nuevo Peugeot 508 apuesta por cambiar tu concepto de berlina...

En noviembre queremos que cuides de ti...

El DS 7 Crossback es el primer coche desarrollado desde cero por la marca premium fra...

Si ya caíste en la tentación de las bicis eléctricas, seguro que te seduce el Outland...

¿Quieres una buena dosis de adrenalina? ¿Te atreves a darle un giro a tus salidas hab...