Así es el casco ABUS Montrailer: la apuesta alemana por el trail y por el enduro

Te contamos cómo es el casco ABUS Montrailer, un casco para Trail y Enduro que busca dos grandes objetivos: la comodidad y seguridad del biker
Mountain Bike para ABUS -
Así es el casco ABUS Montrailer: la apuesta alemana por el trail y por el enduro
ABUS Montrailer

ABUS es sinónimo de seguridad, desde la que brindan a nuestras bicis con sus sistemas antirrobo que han hecho famosa a la marca y la han convertido en todo un número uno de este sector, hasta la seguridad de nuestros cráneos y cerebros, con una gama muy completa de cascos. Habitual verlos en la cabeza de corredores como los miembros del Movistar Team de carretera o del equipo Kross Racing Team de Cross Country con la Campeona del Mundo Yolanda Neff como punta de lanza, gracias a sus modelos superligeros y de perfil racing como el Aventor o el Viantor, también ofrecen un elenco muy amplio de nuevos modelos enfocado a un uso Trail/Enduro, como este MonTrailer.

Está disponible en tres versiones, dos de ellas con sistema de multiprotección ante impactos MIPS, una tecnología que redirige la energía rotacional que se produce en los impactos a través de una lámina plástica entre las almohadillas y la estructura del casco, llegando a reducir la fuerza del impacto en un 39% extra. La versión superior Ace MIPS cuenta con una estructura de carcasa construida en 5 capas y cierre magnético Fid-Lock en la hebilla de la mentonera, además de contar con soporte superior de cámara y/o luz. Las dos siguientes, Montrailer MIPS y Montrailer, cuentan con carcasas de 5 y 3 capas.

Una de las novedades de este casco es que su sistema de ajuste Zoom Ace es ligero y minimalista, que se puede permitir prescindir de la regulación de altura habitual gracias a una estructura muy flexible y que se adapta bastante bien a distintas cabezas. Además, esta flexibilidad deja un gran espacio entre el sistema de ajuste y la parte final del casco para poder sacar una coleta, por lo que es una buena opción para quien tenga el pelo largo. La ruleta de ajuste es pequeña pero muy accesible tanto con guantes largos como sin ellos y con un tacto muy nítido, además de contar con un ajuste muy preciso (cada clic mueve tan solo 1 mm de la regulación).

El casco está pensado por y para llevar máscara de descenso, pudiendo subirla a la zona de la frente cuando no la usamos gracias al gran margen de regulación de altura que posee. La parte trasera del casco tiene una pieza rugosa que evita que la máscara resbale y adquiere una forma específica (cóncava) para mejorar su agarre. La visera demás que incorpora se une al casco por medio de dos tornillos Allen posee la peculiaridad de ser traslúcida y muy útil ya que no interfiere por completo con nuestra visión en momentos claves como cuando alzamos la vista en plena subida.

El sistema de ajuste y retención se complementa con una correa de un tejido fino y bastante resistente, que en lugar de retorcerse y doblarse como ocurre en gran cantidad de cascos se queda totalmente recta y plana, gracias a la hebilla que también es muy plana y guía por separado la correa delantera y la que viene del cierre trasero. Su colocación es muy fácil y ajusta muy bien.

El casco posee 5 orificios de entrada y 7 de salida, con una ventilación muy cuidada para tratarse de un casco para Trail y Enduro, haciendo que los 378 g (talla M) de nuestra unidad de pruebas se hayan sentido frescos y con la sensación de una mayor ligereza aún.

Se fabrica en dos tallas (M y L) y en cuatro combinaciones de color y sus precio es de 199,95€ para la versión Ace MIPS, 179,95€ para la versión Montrailer MIPS y de 149,95€ para la versión Montrailer.

Más información en www.abus.com