¿Qué marca la presión máxima, la llanta o el neumático?

Siempre hemos creído que el neumático es el que define al máxima presión que se puede poner en una rueda, pero a veces puede ser la llanta
Iván Mateos -
¿Qué marca la presión máxima, la llanta o el neumático?
¿Qué marca la presión máxima, la llanta o el neumático?

Estás montando unos nuevos neumáticos en tus ruedas y te fijas que en el flanco indica que la presión máxima son 4 bar. Sin embargo la llanta indica otra restricción, 3 bar. Entonces la lógica te dice que habrá que hacer caso a la indicación más restrictiva. ¿es así?

En efecto, en este caso habría que respetar siempre el valor indicado en la llanta. Pongamos un ejemplo:  Shimano Deore XT M8000, con llanta de aluminio, un juego de ruedas para Cross Country, diseñadas para un uso concreto. Su llanta, en la que se ha trabajado de cara a la ligereza, ahorra material para conseguir ser más activa y ágil. El peso en una rueda es probablemente el que más se nota en una bici. Así que  es normal que tenga ese tipo de restricción.

Realmente este tipo de presiones no son habituales, siempre están por encima de las presiones recomendadas para un buen agarre, firmez y amortiguación. El problema viene no de la presión del neumático en orden de marcha, sino de la presión imprimida al talonar el neumático Tubeless. Si no se tiene cuidado o se utiliza un compresor, la presión repentina puede llegar a los 5-6 bar, pudiendo dañar el aro de la llanta, que podría llegar a  abrirse.

LOS MEJORES VÍDEOS
Te recomendamos

El Campeón del Mundo nos cuenta todos los detalles de una bici en la que el color pla...

Sabemos que no decís "no" a un reto y más si os puede llevar hasta la Garmin Titan De...

El fabricante alemán nos pone las cosas fáciles a la hora de pilotar la última versió...

Si tienes una ebike y sueles montar en bici de noche, o bien salir muy temprano o reg...

Imagina que eres ingeniero de una de las marcas punteras del mundo como Giant, y ya t...

La aparición en el mercado del último modelo de gafas de Spiuk, las PROFIT, nos brind...