¿Cómo ajustar el cambio de la bici?

Ajustar un cambio es más sencillo de lo que parece, es una de esas cosas fáciles cuya resolución nos hace sentir decididamente inteligentes. ¡A por ello!
Texto: Jorge López // Fotos: Gonzalo Manera -
¿Cómo ajustar el cambio de la bici?
Mecánica: ¿Cómo ajustar el cambio de la bici?

Cuando algo no funciona correctamente en el cambio de nuestra bicicleta lo sentimos de inmediato. Una cuesta se aproxima, accionamos el pulsador para que suba una o dos coronas pero nada sucede y tenemos que exprimir nuestras piernas para rebasar el repecho. La causa principal del mal ajuste de un cambio suele ser la tensión del cable y de eso vamos a tratar en esta mecánica fácil. No obstante un mal funcionamiento también puede estar causado por un defecto en alguno de los componentes. Si tras realizar los pasos que a continuación explicamos (debemos tener paciencia las primeras veces) el resultado no es el deseado es conveniente visitar a un mecánico para que nos dé un diagnóstico más concreto. Una patilla o una puntera torcida por un golpe, una mala alineación del desviador (cambio delantero) o incluso un desgaste excesivo de los piñones o la cadena pueden provocar toda una suerte de saltos, malos engranajes y salidas de cadena.

 HERRMIENTAS:  Destornillador y llave Allen.


1.
Para llevar a cabo esta mecánica es muy recomendable disponer nuestra bicicleta en un lugar elevado con el fin de trabajar con total comodidad. Subimos y bajamos todos los platos y piñones para comprender qué sucede y qué falla en el mecanismo.


2.
El cambio trasero posee tres tornillos de estrella que debemos conocer. Los dos que están juntos ajustan el rango de acción tanto por arriba como por abajo. El tercero (más separado) sirve para tensar la cadena y acercar las roldanas a los piñones.


3.
Debemos comprobar que todo está en su sitio, revisa las camisas de los cables, que todo asiente bien y también que el tornillo que ancla el cambio a la bici está bien apretado. La tensión del cable debe ser firme.


4.
Con la cadena en el piñón pequeño ajustamos el cambio con el tornillo H hasta que veamos que queda perfectamente alineado, tal y como se ve en la foto.


5.
Engranamos el piñón grande y ejecutamos el mismo paso, procedemos a alinear el cambio y la corona mediante el tornillo L hasta que quede en el mismo eje vertical.


6.
Mateniendo la cadena en la corona grande es momento de ajustar con el tercer tornillo la distancia de las roldanas al piñón. Según giremos veremos cómo se aleja o acerca, debemos dejarlo a una distancia entre 6 y 8mm.


7.
En este momento comprobamos de nuevo qué tal funciona el cambio. Al principio el ajuste mediante los tornillos puede parecer complejo, además en cambios antiguos el movimiento es imperceptible. Es importante mantener el cambio engrasado para un correcto funcionamiento.


8.
Si al accionar el pulsador el piñón no sube o lo hace a duras penas es que falta algo de tensión, si sube demasiado o dos coronas a la vez es que nos hemos pasado. La mejor manera de hacer un ajuste fino de la tensión del cable es mediante el tensor dispuesto en la maneta. Ve probando y verás cómo funciona.


9.
Recuerda que el cambio funciona conjuntamente al desviador. Debemos comprobar que éste no roza, para ello probamos todas las combinaciones posibles. Si roza podemos probar a dar o quitar tensión del desviador mediante el tensor del pulsador.


10.
Una de las cuestiones que debemos tener más en cuenta es la de ajustar perfectamente el tope superior del piñón grande, si la cadena se sale por el lado de los radios mientras pedaleamos podemos tener un percance y además romper los radios.

Con la colaboración especial de Fernando Trenas López (Sanferbike).

 

Te recomendamos

El nuevo Peugeot 508 apuesta por cambiar tu concepto de berlina...

En noviembre queremos que cuides de ti...

El DS 7 Crossback es el primer coche desarrollado desde cero por la marca premium fra...

Si ya caíste en la tentación de las bicis eléctricas, seguro que te seduce el Outland...

¿Quieres una buena dosis de adrenalina? ¿Te atreves a darle un giro a tus salidas hab...