Mecánica: Suspensiones a punto y equilibradas

De nada sirve la mejor suspensión del mundo si no está bien puesta a punto. Vamos a aprender a regularlas acordes a nuestro peso (SAG) y ajustar parámetros como el rebote o los controles del pedaleo.
IVÁN MATEOS. FOTOS G. MANERA -
Mecánica: Suspensiones a punto y equilibradas
Mecánica: Suspensiones a punto y equilibradas

El “sag”. Ese anglicismo aún desconocido para muchos y que sin embargo sin su correcto entendimiento y uso puede arruinar el funcionamiento de nuestras suspensiones. Se refiere al porcentaje consumido -sobre el recorrido total- sólo con nuestro peso encima, lo cual permitirá a la rueda extenderse y buscar los agujeros del camino sin perder contacto con el terreno. Las suspensiones están diseñadas para que usando el sag adecuado utilicen todo el recorrido, mejorando su capacidad de absorción. Con excesiva presión o un sag muy bajo, la suspensión queda más dura y menos absorbente al ser más difícil utilizar todo el recorrido. El sag adecuado se calcula sobre la barra de la horquilla (que coincide con el recorrido real de la rueda) y sobre el émbolo del amortiguador. Está recomendado en torno al 20-25%, según fabricante, pudiendo bajarlo al 15% para un uso más firme o aumentarlo al 30% para mayor comodidad. Es cuestión de ir probando.

 

»HERRAMIENTAS

1 Bomba para suspensiones. Imprescindible. Para modificar la presión no se puede utilizar otro tipo de bomba. 2 Llave Allen de 3 mm. La hemos utilizado para presionar el obús de las válvulas y sacar el aire, pero puedes utilizar cualquier otra cosa. 3 Cinta métrica. Con el metro mediremos el sag y el recorrido de las suspensiones.

 

»PASO A PASO...

[1] El primer paso es conocer el recorrido total de la suspensión, para ello sacamos todo el aire con la bomba o directamente presionando el obús.

 

 

[2] Comprímela y extiéndela hasta que notes ambos topes para medir el recorrido real de la horquilla y el émbolo del amortiguador.

 

 

 

[3] El anillo de goma es el “chivato” que nos indica el recorrido real, y el utilizado en ruta. En el amortiguador procede igualmente, midiendo sobre el émbolo. Ahora calcula el sag. En esta horquilla por ejemplo, para 160 mm de recorrido el 20% serían 32 mm. En el amortiguador para 57 mm serían 12 mm.

[4] Las suspensiones de gama media-alta tienen controles de pedaleo. Antes del ajuste sitúa los diales de control de pedaleo o bloqueo en posición “Abierto”.

 

 

[5] Algunas suspensiones como las de RockShox presentan una práctica tabla de presiones para un ajuste inicial.

 

 

 

[6] Sube a la bici para medir el sag con tu equipamiento habitual completo y colócate en una posición centrada como en la imagen. Que alguien te ayude para sujetarte y para colocar los aros de goma junto a los guardapolvos. Comprime la bici un par de veces, presionando desde piernas y brazos. Recoloca las gomas en los guardapolvos y bájate con cuidado, sin comprimir de más las suspensiones.

[7y8] Mide el sag. Añade o extrae aire según necesites para lograr el sag adecuado. Ajusta la presión hasta conseguir un sag aproximado del 20%.

 

 

(En esta Trek Remedy 29 los 57 mm de recorrido de amortiguador equivalen a 140 mm en la rueda).

 

 

 

 

[9] Toca ajustar el rebote. Comprime fuertemente la horquilla y quita las manos repentinamente para dejarla extenderse rápidamente, sin ningún freno. Si el rebote es excesivo (rápido) la rueda se despegará del suelo. Si es escaso (lento) se extenderá con lentitud. Tienes que lograr el punto en el que recupere la posición lo más rápido posible sin que la rueda pierda el contacto con suelo. Lo ideal es el término medio: retroceso rápido pero controlado.

[10] Haz lo mismo con la rueda trasera. Truco: si tu doble contamina el pedaleo, ajusta el rebote tendiendo a lento.

 

 

 

 

[11] Ajusta los rebotes actuando sobre los diales de color rojo. Te recordamos que si tus suspensiones tienen control de pedaleo, los debes utilizar. Suelen tener posiciones preajustadas para descenso (abierto), pedaleo (control moderado) y subida (control firme o bloqueo). Con unos dibujos tan claros es difícil no saber hacia qué lado girar el dial de ajuste de rebote.

[12] Comprueba el balance de suspensiones. Contar con un comportamiento equilibrado es fundamental para un óptimo rendimiento y mantener la geometría de la bicicleta. Comprime tu doble y asegúrate de que ambas tienen un tacto similar.

Te recomendamos

El nuevo Peugeot 508 apuesta por cambiar tu concepto de berlina...

En noviembre queremos que cuides de ti...

El DS 7 Crossback es el primer coche desarrollado desde cero por la marca premium fra...

Si ya caíste en la tentación de las bicis eléctricas, seguro que te seduce el Outland...

¿Quieres una buena dosis de adrenalina? ¿Te atreves a darle un giro a tus salidas hab...