11 consejos para disfrutar de la bici en invierno

Debemos reconocer que salir en bici con frío, agua y barro suele darnos pereza. Aun así, no tenemos que esperar a que lleguen de nuevo los calores. Una vez nos mentalizamos, es posible seguir disfrutando mucho del MTB en pleno invierno siempre y cuando nos preparemos bien para combatir el frío. A continuación, os damos una serie de consejos para ello.
Yago Alcalde. www.ciclismoyrendimiento.com -
11 consejos para disfrutar de la bici en invierno
11 consejos para disfrutar de la bici en invierno

1>Los pies

Una de las mejores inversiones que se pueden hacer es comprarse unas buenas botas de invierno, nada que ver con las hiperventiladas zapatillas que usamos en verano. Además, unos calcetines impermeables pueden ayudar a que nuestros pies se mantengan siempre calientes. Además, si nos caben, dos pares de calcetines siempre ayudan mantener mejor la temperatura de los pies. Un paso intermedio y más económico puede ser comprar un cubre zapatillas. Para casos más extremos, hay bikers que utilizan plantillas calefactables mediante baterías que se usan más en botas de esquiar.

2>Baggies impermeables

Son muy útiles para mantener el trasero más o menos seco. Un culotte largo debajo y mantendremos las piernas calientes.

3>Un buen cortavientos impermeable

Es imprescindible para no perder calor y no mojarnos el tronco y los brazos. Por muy transpirables que sean las chaquetas, si estamos subiendo, siempre serán demasiado calurosas a no ser que vayamos muy despacio o que haga viento fuerte y frío. Por este motivo, recomendamos usar chaquetas que fácilmente podamos quitarnos y guardarnos para hacer las subidas largas sin sudar en exceso. Debajo de la chaqueta, una buena camiseta térmica transpirable y un maillot puede ser suficiente.

4>Para la cabeza

Los gorros completos solo los recomendaríamos en situaciones mucho frío y en recorridos más bien llanos. Lo decimos porque en subida pueden dar demasiado calor y podemos acabar empapados de sudor. Lo más cómodo suelen ser las cintas que nos tapen las orejas y la frente junto con una braga que nos tape el cuello.

5>Las manos y los pies

Son las partes del cuerpo que más cuesta mantener calientes. Al hablar de las manos, debemos buscar unos buenos guantes de invierno. Para gente muy friolera, van bien los modelos que son dobles, ya que dos capas suelen ser más calientes que solo una. Las bolsitas de calor que se usan para esquiar se pueden usar también para montar en bici. Obviamente, hay que ponérselas en el dorso de la mano para no perder tacto con el manillar.

6>Si vamos a montar por zonas boscosas

... y está nublado  quizá sea buena idea cambiar los cristales tintados de nuestras gafas por algún modelo transparente o de alta transmisión de luz, para asegurarnos que vemos bien a la vez que nos protegemos los ojos de las salpicaduras de barro.

Publicidad

7>Guardabarros

Esta pieza, colocada en el cuadro de la bici y justo encima de la rueda delantera nos servirá para que todo el barro que salta de la rueda delantera no acabe pintándonos la cara.

8>Hidratación

Cuando hace frío, las necesidades de reposición de líquido son menores que durante el verano, por lo que no es necesario beber tanto. Mientras que en verano se recomienda beber en torno a medio litro por hora, en invierno quizá se pueda reducir esa cantidad a la mitad. Se puede llevar algún bidón termo con bebida azucarada caliente.

9>Precalentamiento

Si el rato antes de salir a montar acumulamos un poco de calor luego tardaremos un poco más en tener el frío metido en el cuerpo. Nos referimos, por ejemplo, a estar un rato en casa o en el coche con la ropa de salir a la calle para acumular un poco de calor aunque sin llegar a sudar.

10>Paradas estratégicas

Cuando hace mucho frío, una buena idea es planificar una parada en un bar a mitad de ruta para entrar en calor. No es lo mismo hacer tres horas seguidas con mucho frío que hacer una hora y media y parar media hora a entrar en calor. En esta parada intermedia, podríamos aprovechar para llevar una camiseta interior para cambiarnos la que quizá ya tengamos muy mojada de sudor.

11>Saber decir basta

Y aplicar el sentido común. Por muy abrigados que vayamos, pueden darse situaciones en las que quizá haya que plantearse que tampoco pasa nada por perderse un domingo de ruta al año si las condiciones son especialmente malas. Estar más de 2 ó 3 horas mojado a menos de 5 grados de temperatura puede suponer sufrir una hipotermia así como tener congelaciones tanto en las manos como en los pies y la experiencia será de todo menos divertida. La épica mejor para otras ocasiones…

Texto: Yago Alcalde. www.ciclismoyrendimiento.com

 

Publicidad
Te recomendamos

El fabricante alemán nos pone las cosas fáciles a la hora de pilotar la última versió...

Si tienes una ebike y sueles montar en bici de noche, o bien salir muy temprano o reg...

Imagina que eres ingeniero de una de las marcas punteras del mundo como Giant, y ya t...

La aparición en el mercado del último modelo de gafas de Spiuk, las PROFIT, nos brind...

Uno de los cascos integrales referentes del mercado estrena nuevas tecnologías para m...

La Strike eRIDE es la última incorporación al catálogo de Scott, una bici que retoma ...