Publicidad

¿Por qué elegir cascos MIPS?

¿Te preocupa la máxima seguridad de tu casco?, ¿sabes lo que la tecnología MIPS puede hacer por tus neuronas? No permitas que la “cáscara” de tu cabeza sufra daños y aprende lo que un casco con MIPS puede hacer por tu seguridad.
Héctor Ruiz // FOTOS: Alejandro Cubino -
¿Por qué elegir cascos MIPS?

 

Los cascos que todos usamos, desde un albañil, ciclista, un jugador de hockey hasta el de piloto de un transbordador espacial, están diseñados teniendo en cuenta un impacto directo sobre el casco, en plano perpendicular, independientemente de dónde impacte. Dejar caer cierto peso muerto sobre el casco es uno de los test que suelen realizarse para determinar su protección y por tanto para su homologación. Pero la experiencia y las investigaciones han demostrado que cuando tenemos un accidente y nuestra cabeza impacta en el suelo (o contra un objeto), se generan fuerzas rotacionales y angulares además de la lineal, generando una serie de consecuencias en los tejidos que componen el cerebro. En ese momento, el cerebro se mueve dentro del cráneo “aplastándose” contra él; De hecho, los daños pueden llegar a producirse con la mera desaceleración brusca, antes del impacto e incluso si no lo hubiera. En accidentes graves podemos llegar a encontrar daño en el lado opuesto al que ha impactado nuestra cabeza, el efecto “golpe-contragolpe”, poniendo de manifiesto lo lesivas que pueden llegar a ser las sacudidas que recibe nuestro órgano más preciado.

Como consecuencia de estas rotaciones suelen producirse daños como la lesión axonal difusa (LAD) o los hematomas subdurales, el primero es la desconexión de la comunicación neuronal por un corte en sus axones (algo así como si cortamos unos cables eléctricos, el llamado “apagón cerebral”), debido a que han sido estirados o retorcidos con el movimiento del cerebro, mientras que el segundo es una acumulación de sangre en las membranas que rodean al cerebro y a la médula espinal, comprimiendo el tejido neuronal y provocando su muerte. Son los principales causantes de los síntomas posteriores a un accidente severo, y se dan con menor frecuencia en traumatismos moderados y leves.

En los peores casos encontramos casos clínicos como el del laureado piloto de Fórmula 1 Michael Schumacher, o la causa que llegó a provocar la muerte del piloto Jules Bianchi en 2015 sobre uno de estos bólidos. En ciclismo los accidentes suelen ser más leves por fortuna, aunque todo cuanto pongamos de nuestra parte por protegernos es bienvenido. Los síntomas frecuentes cuando en nuestras caídas tocamos tierra con la cabeza suelen ser dolor de cabeza, leve confusión, pérdida del equilibrio, lenguaje confuso, pérdida de visión, náuseas o debilidad.

Teniendo en cuenta las limitaciones de los cascos usuales, el neurocirujano sueco Hans Von Holst desarrolló en 1995 junto al Royal Institute of Technology de Suecia un sistema de protección de impacto multidireccional, MIPS por sus siglas en inglés. Gracias a la capa de plástico de baja fricción que media entre nuestra cabeza y el cuerpo del casco, suspendida de unos pequeños elastómeros, el casco rota independientemente. Así el MIPS a través de la biomimética, simulando el propio sistema de protección anatómico de nuestro cerebro, redirige la energía rotacional con su movimiento, llegando a reducir la fuerza del impacto en un 39% extra respecto a un casco convencional.

Pasados 15 años desde que MIPS se fundara como empresa, cuentan a día de hoy con más de 50 marcas que confían en su tecnología (ciclismo, motociclismo y snow).

 


TENDENCIA AL ALZA

De estas más de 50 marcas, en torno a unas 40 fabrican modelos exclusivos para ciclismo y es una cifra en aumento (más de 90 modelos se han presentado en Eurobike 2016), aunque este número se reduce bastante a las marcas y modelos que finalmente podrás encontrar en las tiendas de España. Aunque puedas asociar MIPS a cascos enfocados a un uso más extremo (Enduro o DH), lo cierto es que esta tecnología es completamente compatible con los cascos más ligeros y minimalistas del mercado, los que hemos analizado en esta Comparativa. Todos ellos son los modelos muy competitivos de Rally (y carretera en todos los casos, por lo que no encontrarás viseras) de cada marca, en los cuales el peso añadido respecto al modelo sin MIPS es de entre 30-35 g, una cifra insignificante si lo valoramos desde el punto de vista de la seguridad.

 


LOS OTROS “MIPS”

MIPS es el primer sistema de protección multi-impacto, pero no el único. Basados en la misma idea que el MIPS pero con una ejecución parcialmente distinta, encontramos dos conceptos. Los norteamericanos de 6D, especializados en cascos de Motocross, sacaron al mercado el ODS (Omni Directional Suspension), con el cuerpo del casco dividido en dos mitades de EPS unidas entre ellas por unos elastómeros (bumpers), de manera que la parte externa rota sobre la interna reduciendo la fuerza rotacional del impacto. Diseñado principalmente sobre cascos integrales, 6D ha presentado hace pocos meses la versión Trail (casco abierto), aunque la marca no cuenta con distribución directa en España.

+Info. www.6dhelmets.com.

 

Leatt cuenta con su propia versión, la tecnología 360º Turbine, con unas piezas de Armourgel (material absorbente utilizado en sus protecciones como rodilleras y coderas) ubicadas entre las almohadillas y el cuerpo del casco, permitiendo cierto grado de deformación, para favorecer la rotación y absorción extra del impacto. Este sistema está disponible tanto en los modelos integrales como en el nuevo Enduro 3.0 con mentonera desmontable.+Info. Mundo Talio, 93 440 01 45. www.leatt.com

 

Te recomendamos

Toda ruta ciclista exige una hidratación adecuada, más ahora con el calor propio del ...

Ni playa ni montaña, este año toca quedarse en la ciudad...y no quieres perder la for...

Un sueño reparador es clave para poder dar el máximo rendimiento sobre la bicicleta d...

Nos fuimos al Test The Best 2017 para que los participantes de la rutas probaran San ...

A medio camino entre una bicicleta y una moto, la Bultaco Brinco es un vehículo sorpr...

Comenta el artículo

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.